domingo, 05 de julio de 2020
Actualidad/ Creado el: 2019-10-16 08:59

Corte Constitucional tumbó la Ley de Financiamiento

Con seis votos en contra y tres a favor, la Corte Constitucional declaró ayer inexequible la Ley de Financiamiento. El fallo entrará en vigencia el primero de enero del 2020.

Escrito por: Redacción Diario del Huila | octubre 16 de 2019

La mayoría de magistrados que estudiaba la demanda contra la Ley de Financiamiento, aceptó los argumentos de la solicitud que afirmaba que cuando la Cámara de Representantes votó el texto de la ley, el 19 de diciembre del 2018, no conocía los cambios y modificaciones que le había hecho el Senado la noche anterior, por lo que se violaron principios claves como el de la publicidad, consecutividad y deliberación en las leyes.

Eso significa que, a juicio de los demandantes, se violaron reglas muy importantes para tramitar cualquier ley pues los representantes “no sabían lo que estaban votando”.

En este sentido, y en una decisión mayoritaria, la Corte acogió la ponencia del magistrado Alejandro Linares que propuso tumbar la ley considerando que sin representación (es decir, sin un debido trámite en el legislativo) no pueden crearse impuestos.

Tres magistrados salvaron el voto. Por ejemplo, el magistrado Carlos Bernal Pulido considera que se cumplieron los requisitos de publicidad.

El exvicepresidente Germán Vargas Lleras fue uno de los demandantes.

De igual forma, los congresistas del Polo Democrático, Jorge Enrique Robledo y Jorge Gómez, hicieron un llamado a la calma y dijeron que no es catastrófico declarar inconstitucional la reforma, que el efecto será neutro como lo asegura la calificadora de riesgo Fitch Ratings, quien además sostiene que “en términos netos la Ley de Financiamiento fue algo negativo para los ingresos del Gobierno en el mediano plazo y por eso nosotros cambiamos las perspectivas a negativa”.

Los senadores demandaron la constitucionalidad de la mal llamada, “ley de financiamiento”  agumentando que tuvo graves vicios de procedimiento y que el propósito último de esta, es reducirles los impuestos a multinacionales, monopolios y bancos, hoy sus principales defensores, al tiempo que se los sube a los pobres y a la clase media, haciendo aún más regresivos la representatividad de los impuestos.

Plazo

El efecto no es inmediato, les dio plazo al Gobierno y en consecuencia al Congreso de la República, que es el único que puede crear impuestos, de adoptar las medidas que crea necesarias para evitar los efectos que pueda producir la decisión que tomó.

El fallo de la Corte Constitucional, que tumba la Ley de Financiamiento, solamente entrará en vigencia el primero de enero del 2020.

 “En caso de que para el 31 de diciembre de 2019 no se hubiese publicado y promulgado una nueva ley, disponer la reviviscencia de manera simultánea de las normas derogadas o modificadas por la Ley 1943 del 18 con el fin de que las normas reincorporadas rijan para el periodo fiscal que se inicia el 1 de enero del 2020”, indicó la Corte.

Siendo así, el Gobierno y el Congreso tienen plazo hasta el 31 de diciembre de este año para dictar sin fallo de procedimiento la nueva ley de financiamiento.

Vale recordar que, en su momento, la Procuraduría General de la Nación conceptuó al alto tribunal que el trámite dado a la Ley de Financiamiento en el Congreso de la República estaba ajustado plenamente a la Carta Política de 1991.

En los procesos por las demandas instauradas contra la Ley 1943 por vicios de procedimiento y falta de debate, el Ministerio Público señaló que sí hubo deliberación por parte de los congresistas, lo que se evidencia en las intervenciones verbales y escritas efectuadas tanto en las comisiones como en las plenarias de las dos cámaras. 

Indicó que en el desarrollo de esas deliberaciones los partidos de oposición tuvieron la oportunidad de presentar sus diferentes posturas, propuestas y conclusiones respecto del contenido de la iniciativa legislativa. Así mismo, dijo que no se violó el trámite legislativo que ordena la Constitución, pues tanto en la Cámara como en el Senado esta tuvo un amplio debate.

Frente a la decisión de la plenaria de la Cámara de Representantes de acoger el texto votado en el Senado, el órgano de control encontró que esa decisión fue justamente el resultado de todo el proceso de deliberación que antecedió a esa proposición.

Además, precisó que el proyecto se tramitó de forma conjunta por las comisiones terceras y cuartas del Senado y de la Cámara, y los ponentes y los ejes temáticos de discusión fueron los mismos en ambas cámaras.

Plan B del gobierno

Ante la decisión de la Corte Constitucional, el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, había explicado que la declaratoria de inconstitucionalidad le costará al país cerca de $ 1.000 billones.

Según los cálculos, hay dos escenarios: el primero sería el de la seguridad jurídica “nadie va a volver a creer en una Reforma Tributaria ni Ley de Financiamiento, dado que, cumplidos todos los requisitos como lo han certificado los secretarios tanto de la Cámara de Representantes, como del Senado de la República, se cumplieron todos los procedimientos regulatorios y reglamentarios, si eso no se sostiene, nadie va a volver a creer”, sostuvo el ministro Carrasquilla. Lo anterior, traído a valor presente, costaría cada año 1,5 puntos del PIB de crecimiento.

 “El segundo efecto de crecimiento también tiene un costo, y si sumamos el efecto combinado, año tras año, hasta el 2030, eso nos da el equivalente a un PIB anual de Colombia. Perdemos el 10 % de nuestra capacidad de generación de ingreso de un tanganazo”, concluyó el funcionario.

Reacciones

Bruce Mac Master @BruceMacMaster

Ante decisión de la corte constitucional de declarar inexequible la Ley de Financiamiento hacemos un llamado al Congreso y Gobierno a tramitar en forma expedita las normas que permitan reemplazar las que perderían vigencia buscando estabilidad jurídica efectiva para la inversión.

Diego A. Santos @DiegoASantos

Ojalá pronto se encuentre y desarrolle el plan b para una nueva ley de financiamiento. El gobierno y el Congreso deberán trabajar sin descanso de aquí a enero para evitar empezar 2020 con el pie izquierdo.

Antonio Navarro @navarrowolff

Claro que el vicio de procedimiento de la ley de financiamiento es insubsanable. Votaron en la plenaria de Senado el mismo texto aprobado un rato antes en Cámara, sin haber sido publicado ni en internet. Los senadores votaron completamente a ciegas. Eso es inconstitucional.

Jorge Robledo @JERobledo

¡Atención! Con Jorge Gómez demandamos la “ley de financiamiento” por vicios de procedimiento y porque el propósito fue reducirles los impuestos a multinacionales, monopolios y bancos, y subírselos a pobres y clase media. Gana el país si se hunde esta ley.