martes, 16 de julio de 2019
Judicial/ Creado el: 2019-05-24 11:35 - Última actualización: 2019-05-24 11:36

Menor que sufre de escamación en la piel no recibe medicamentos

Emanuel Collazos, de 8 años de edad, sufre de escamación en su piel y es uno de los tantos niños que están esperando que Medimás autorice medicamentos y citas médicas. Su madre Jhoana Andrea Perdomo Ramírez, realizó un plantón en la sede de esta entidad de salud ubicada en Garzón, para que entregue los suministros que requiere con urgencia el niño. 

Escrito por: Redacción Diario del Huila | mayo 24 de 2019

Linda Vargas
Diario del Huila, Neiva

Emanuel Collazos Perdomo es un niño garzoneño que desde que nació hace 8 años, padece de eritrodermia ictiosiforme ampollosa. Es una enfermedad caracterizada por un fenotipo ampollar al nacer, que se convierte progresivamente en uno hiperqueratótico, es decir, escamación en la piel.

Los padres del menor han tenido que lidiar una dura batalla con la EPS Medimás, entidad que no ha querido entregar los respectivos medicamentos: sebirox champú, Aquatop, desonida emulsión, cetaphil moisturizing, ureaderm, sunface, entre otros,  para que el menor pueda sobrellevar esta patología. 

Sin recursos

La familia no cuenta con los recursos necesarios para costear semanalmente los medicamentos que requiere el menor. Ellos han decidido tocar muchas puertas para que les brinden las ayudas necesarias y que de esta manera, Medimás agilice la entrega de los suministros.

Han sido muchas las acciones que los padres del menor han realizado para comprar los costosos medicamentos, entre los cuales, trabajos por turnos y venta de rifas. Incluso, han descompletado el dinero del arriendo para comprar las cremas para la piel.

“Nosotros somos de bajos recursos, mi esposo ya no trabaja, se le acabó el contrato y es duro porque el tratamiento es muy costoso. Estamos súper endeudados, no tenemos casa propia, vivimos en arriendo”, afirmó la madre del menor, Jhoana Andrea Perdomo Ramírez,  refriéndose a lo costoso que son los medicamentos y a la poca accesibilidad que ellos tienen para comprar dichos suministros.

Renunció al trabajo

Ella tuvo que renunciar a su trabajo porque su hijo tuvo que ser hospitalizado en el municipio de Garzón, debido a las infecciones que presentó por las demoras en las entrega de los medicamentos que controla la picazón del cuerpo del niño.

“A él le da mucha rasquiña si se le quita el tratamiento, se rasca mucho y se lacera la piel, se le abre. La piel seca pica mucho; él se levantaba a la una de la mañana a llorar porque le duele”, sostuvo la madre.

La familia ha interpuesto derechos de petición, tutela, quejas  y desacatos por dicha entidad, pues no ha ordenado el suministro de los medicamentos que requiere con urgencia Emanuel.

“Ya hemos ido a la Superintendencia de Salud de acá de Garzón, pero nada, hemos puesto mil quejas, ¡a dónde no hemos ido!”, sostuvo Perdomo Ramírez.

Agónico mensaje

De acuerdo con Jhoana, indicó que viajó junto con su hijo a la ciudad de Neiva porque tenía una cita médica, pero fue cancelada sin previo aviso; inmediatamente interpuso la queja.

“Le pido a Medimás que nos colabore con los medicamentos del niño y las citas, por su enfermedad no puede estar sin sus medicamentos porque a él se le raja mucho la piel, puede caerle infección”, indicó Jhoana Andrea reclamando a esta entidad de salud para que agilice la entrega de las cremas y demás suministros que requiere con urgencia Emanuel.