domingo, 05 de julio de 2020
Primer Plano/ Creado el: 2019-10-31 08:45

Villaviejunos quieren que no haya impunidad

La muerte de Jorge Tovar “encendió” los ánimos de la población de Villavieja que trató en la noche del martes tomar justicia por su propia mano. Las implicadas en el accidente de tránsito que le costó la vida al conocido ornamentador, son una colombiana y una peruana.

Escrito por: Redacción Diario del Huila | octubre 31 de 2019

La tranquilidad de la población de Villavieja se vio abruptamente interrumpida por la muerte de un conocido ornamentador de la localidad y por la manera en que se dieron los hechos.

En este caso, las implicadas son dos mujeres que al principio protagonizaron una fuga casi de película del hotel Bethel, lujoso complejo hotelero ubicado al interior del Desierto de la Tatacoa.

Empleados de dicho establecimiento dieron a conocer un video en el cual el automóvil Renault Logan de placas JCZ 283 emprendió la huida sin pagar una cuenta de consumo. De inmediato se dio aviso a las autoridades que comenzaron la persecución que minutos más tarde culminó con el choque frontal entre el automóvil y la motocicleta.

Las protagonistas de esta historia que terminó en tragedia son Lilly Sisney Jaimes Carvajal de 31 años cuya nacionalidad es colombiana y Alexandra Elías Roca oriunda de Perú.

En el sitio de los hechos las autoridades hacían lo posible para apresurar la llegada del servicio de paramédicos que permitiera trasladar de manera inmediata a Jorge Tovar, quien debido al fuerte choque quedó a un costado de la vía con múltiples fracturas  y en estado agonizante. Mientras, la mujer responsable de la tragedia intentaba explicar a las autoridades lo sucedido.

De ahí en adelante la noticia de lo acontecido y tras la muerte de Jorge Tovar que a pesar de ser trasladado al hospital de Villavieja, no logró sobrevivir, ocasionó caos.

Las redes sociales en este caso, fueron el combustible necesario para que la comunidad recriminara el accionar de las mujeres que debido a su irresponsable acción ocasionaron luto en una familia.

Tanto Lilly Sisney Jaimes Carvajal y Alexandra Elías Roca, fueron trasladadas también al centro asistencial para determinar su estado de alcoholemia, mientras la comunidad ya enardecida gritaba a las afueras del centro asistencial justicia!!justicia!!justicia!!

Conforme iban pasando los minutos, el descontento de algunos habitantes y sumada la desinformación, hizo que los enardecidos reclamantes a las afueras del hospital intentaran ingresar a la fuerza al interior y tomar justicia por sus propias manos.

Sin embargo el accionar de la Fuerza Pública y el dialogo entre las partes, no permitió que el asunto pasará a mayores. Fueron minutos de máxima tensión que irrumpieron la tranquilidad que siempre tiene el municipio de Villavieja.

Pedimos justicia

Mónica Tapia, esposa del occiso reclamó justicia y sentenció que la muerte de su esposo no quedará impune, sostuvo que colocará ante las instancias a que haya lugar las respectivas denuncias.

“Él, era un hombre trabajador y  en Villavieja era una persona muy estimada (…) lo buscaban para diferentes trabajos y era desde hace 17 años voluntario de la Defensa Civil” sostuvo la mujer.

Hipótesis del accidente

En torno a este trágico hecho se ha especulado producto de las emociones propias del momento.

Al respecto, consultamos al abogado Néstor Pérez Gasca, quien es experto en accidentología e indicó que luego de hacer una visita al lugar en donde ocurrieron los hechos una de sus primera hipótesis con su compañero de firma jurisprudencial, Felipe Tejada es que la zona de impacto ocurre hacia el centro o mitad de la vía, toda vez que cuando los vehículos reaccionaron de acuerdo a la huella de frenado, se direccionan hacia la mitad.

“La reacción fue intrínseca y se encontraron las dos masas”, sostuvo Pérez Gasca.

El jurista, indicó que a su juicio existe una culpa compartida y resaltó que en materia civil, se reduce hasta en un 50% dependiendo el grado de culpabilidad de la víctima disminuiría la indemnización hacia los afectados.

“En materia penal no existe concurrencia de culpas por lo que se aplicaría exclusión de responsabilidad por caso fortuito lo que genera la ausencia de responsabilidad penal teniendo en cuenta cómo hecho generador la posible imprudencia de la víctima”

Por ahora lo único cierto y por información de las autoridades la mujer de origen colombiano será judicializada por homicidio culposo, mientras su amiga peruana quien al parecer estaba como pasajera puede continuar con sus actividades cotidianas.

En Villavieja, la comunidad solo quiere una cosa. Que la muerte de  Jorge Tovar no quede en la impunidad y que sobre todo se haga justicia.